Si ya sé que los helados no tienen estación, pero hace calor, y un helado baja la temperatura. Les paso dos opciones, una cremosa, contundente y deliciosa y la otra, también rica, pero frutal.

Cremoso de chocolate

Ingredientes del helado de chocolate

leche 1 taza

azúcar ½ taza

crema de leche 1 taza

glucosa 2 cucharadas

yemas 4

chocolate amargo, picado 1 tableta

pasta de avellana picada 200 gramos

chocolate cobertura 500 gramos

almendras fileteadas

palitos de helado 6 a 8

molde de 15 centímetros de ancho por 2 de alto 1 (o moldes con formas)

Preparación

Para el helado, hervir la leche junto con el azúcar, la crema de leche y la glucosa .Una vez que la preparación hierva, agregarle las yemas apenas batidas, mezclar y apagar el fuego. Revolver con batidor de vez en cuando hasta que la preparación esté tibia. Sumar el chocolate picado. Llevar la crema a la heladera y dejarla descansar 6 horas. Retirar de la heladera y pasar por la máquina de helado, seguir las instrucciones del aparato. Si no se tiene máquina, llevar al congelador una hora. Retirar y batir, repetir hasta que el helado esté bien cremoso, reservarlo en el congelador.

En un bol con el helado, mezclarlo con la pasta de avellana. Cubrir la placa con film (o moldes individuales) con el helado de chocolate, llenándola hasta el borde. Llevar al freezer o congelador unas 3 horas. Retirar y en caso de haber usado la placa, cortar en 6 rectángulos, desmoldarlos, retirar el film y clavarle a cada uno los palitos para helado. Colocarlos sobre una placa y llevarlos nuevamente al congelador, hasta que estén bien duros (2 o 3 horas).

Derretir el chocolate cobertura a baño maría. Retirar los helados del freezer, y enseguida, sumergirlos en el chocolate cobertura, escurrirlos y pasarlos por las almendras. Volver a reservar en el congelador o freezer, hasta el momento de servir.

Sorbete de fruta

Ingredientes

azúcar 1 taza

agua 1 taza

chaucha de vainilla 1

pulpa de fruta de estación (duraznos, damascos, mango) 2 tazas

glucosa ¼ taza

Preparación

Para el almíbar, mezclar el agua y el azúcar en una cacerola y hervir 5 minutos. Retirar del fuego y dejar reposar a temperatura ambiente.

Para el sorbete: abrir la chaucha de vainilla con un cuchillo filoso, incorporar las semillitas de la chaucha de vainilla, raspándola, en el almíbar. Colocar en una cacerola y llevar al fuego, pero sólo para entibiar, evitando que el almíbar hierva. Retirar del fuego y dejar enfriar. Mezclar todos los ingredientes del sorbete (la pulpa de fruta, el almíbar y la glucosa) y verter en la máquina heladora, seguir las instrucciones del aparato. Si no se tiene máquina heladora, verter la pulpa de fruta, el almíbar y la glucosa en el vaso de la licuadora y licuar. Verter en un bol, llevar al congelador, retirar cada 40 minutos y volver a licuar. Repetir varias veces, hasta que la mezcla esté cremosa. Llevar al congelador en un bol de vidrio (previamente enfriado en el congelador), dejar un mínimo de 2 horas o hasta el momento de servir.

GPS: #Helados #Paletas #Verano #Frutadeestación #Chocolate

 

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *